En esta ocasión usaremos goma eva, un material muy versátil y utilizado en manualidades, ya que es lavable, liviano, se puede cortar y pegar, y por sobre todo no es tóxico. Realizaremos sellos de goma eva de una manera muy sencilla, en pocos pasos y utilizando tapitas de plástico que solemos encontrar en nuestras casas ¡Manos a la obra!

Materiales:

-Goma eva o  fomi

-Tapitas recicladas

-Pegamento

-Tijeras

Pasos a seguir:


Elegimos  una tapa del tamaño deseado, a continuación  con nuestras tijeras cortamos en goma eva  el diseño que se desea. Pueden ser mariposas, flores, animalitos o formas geométricas, lo que se te ocurra. Podemos dibujar sobre la goma eva antes de recortar para facilitarnos el trabajo o podemos recortarlas con cortantes para papel que son fáciles de conseguir en librerías y vienen de varias formas.

Ya tenemos los diseños cortados, ahora los presentamos sobre la tapa elegida verificando que no sobresalga por los bordes. Esto nos asegura que cuando tengamos nuestro sello terminado, no se el dibujo no perderá su forma.

Ahora procedemos a pegar  el diseño que elegimos sobre la tapa, colocamos una gota de pegamento y hacemos presión unos instantes para asegurarnos de que quede bien firme y adherido.

Haremos tantos diseños como sellos queramo  tener, hasta podemos pedirle a los niños que nos ayuden e inventen sus propios diseños para sellos, es una tarea súper divertida que podemos realizar en familia sin necesidad de materiales costosos y que ensucien.

Terminados los sellos, ahora sólo necesitamos almohadillas de tinta, las hay en el mercado y de colores tales como, azul, amarilla, rosa, naranja, fucsia y muchos más.

También utilizaremos temperas, acrílicos y otros materiales similares para crear nuestros colores personalizados o podemos  crear nuestras propias almohadillas muy fácilmente con esponjas de cocina embebidas en colorantes alimenticios, los encontramos en casi todos los supermercados y son muy duraderos, si colocamos sobre la almohadilla varios colores en forma arremolinada podemos lograr un arcoíris de color para estampar mariposas o flores y así lograremos que se vean más bonitas y graciosas.

Un consejo:  guarda tus almohadillas en bolsas resellables o mejor aún,  hazte de  algunos recipientes herméticos,  pueden conservar la humedad y a la vez mantener más organizadas las almohadillas.

Con nuestros sellos y almohadillas listas, podemos empezar a utilizarlas en hojas y cartulinas para          decorar los bordes, o  quizás para hacer papeles de cartas para las niñas de la casa.

 



Recomendaciones que ayudan con el estudio de este tema.

Créditos & citaciones.

Autor: Equipo de redacción, Juan Carlos Matos.
Fecha de publicación: abril 16, 2014.

Para citar este artículo en formato APA: